Técnicas para Padres Efectivos – Parte 3
febrero 28, 2018

Técnicas para Padres Efectivos – Parte 4 y final

 

Muchas veces escuchamos decir “es que no tengo tiempo” y esto lo escuchamos tanto en jóvenes como en adultos.  Lo curioso aquí es, que todos tenemos el mismo tiempo en un día… 24 horas, la diferencia es cómo escogemos invertir ese tiempo.  Si nosotros listamos las actividades que hacemos en un día nos daremos cuenta que se identifican en 4 grandes categorías, como bien lo dijo el Dr. Stephen Covey.

Poner Primero lo Primero

Esto significa básicamente cómo priorizamos nuestro tiempo entre todo lo que tenemos qué hacer.  El Dr. Covey, de forma muy asertiva, nos muestra que todas nuestras actividades pueden ser contenidas en una de 4 categorías y esto lo ilustra en su conocida matriz del manejo de tiempo.

Cuadrante 1:   Actividades que son importantes y urgentes.  Básicamente se refiere a las crisis, problemas que no pueden esperar.  Éstas son las cosas que tenemos qué hacer en este momento y estamos presionados para hacerlas, por lo que las decisiones no pueden ser muy analizadas y pensadas.

Cuadrante 2:  Actividades que son importantes pero no urgentes.  Se refiere a hacer las cosas de forma preventiva, construir relaciones, reconocer oportunidades, visualizar el futuro y recreación.  Nos permite tomar decisiones mejor analizadas y con tiempo, de esta forma evitamos y tratamos de eliminar que las cosas lleguen a ser urgentes.  Aquí es donde la gente altamente efectiva pasa su tiempo.  Efecto colateral es vivir en ambientes de menos estrés.

Cuadrante 3:  Actividades no importantes y urgentes.  Se refiere a interrupciones como llamadas, algunos correos, chats, algunas reuniones, actividades populares.  Estas cosas urgen pero no son importantes, es decir, pudiéramos no hacerlas que no pasa nada.

Cuadrante 4:Actividades no urgentes y no importantes.  Es lo que nos mantiene más “ocupados” en el trabajo.  Son conocidos como los grandes desperdiciadores de tiempo, que nos consumen y no agregan valor a lo que hacemos.  Por ejemplo ver televisión, algunos chats, redes sociales, etc.

¿Cómo aplicamos Primero lo Primero con nuestros hijos?

Les propongo realizar esta actividad, que es fácil de hacer y sencilla de comprender para ellos.  Recuerden que el fin en mente de esta actividad es que nuestros hijos entiendan cómo organizar mejor su tiempo y que logren hacer las cosas que realmente importan más.

Paso 1:  ¿Qué cosas quiere/tiene que hacer su hijo(a) este año?  Hay cosas obligatorias como aprobar todas las materias en el colegio.  También están las cosas que él quisiera hacer, como practicar algún deporte, leer un libro, etc.  En este paso listamos todas estas cosas.  Aquí sus hijos se dan cuenta de la cantidad de cosas que hacen.

Paso 2:  Las numeramos en orden de la más a la menos importante.  Por ejemplo, si teníamos 10 actividades, aquí las ordenamos de tal forma que la 1 es la más importante y la 10 la menos importante.  En este ejercicio sus hijos se podrán dar cuenta de cuáles actividades son más importantes y cuáles pueden posponer.

Paso 3:  Asignar tiempos que cada actividad requiere.  A cada actividad se le asigna el tiempo que llevará realizarla, ya sea al día o a la semana.  Por ejemplo, estudiar y hacer tareas puede tomar 2 horas al día, jugar fútbol 2 horas al día o 3 días a la semana, etc.  Aquí sus hijos se podrán dar cuenta de la inversión en tiempo de cada actividad que quieren realizar y más importante aún, de cuáles da tiempo  y de cuáles no da tiempo.

Paso 4:  Organizan sus días.  Aquí hacen el cálculo de qué actividades pueden hacer en qué días e intentan planificar poder hacer todas.  Si no logran terminarlas, pueden ir modificando tiempos de algunas actividades o bien eliminar algunas.  Las primeras en eliminarse son las que no son importantes, por supuesto.  La regla es que no pueden hacer la actividad 2 si no han terminado la 1, no pueden hacer la 3 si no han terminado la 2, etc.

Logros esperados

  • Que entiendan qué es lo que ocupa su tiempo.
  • Que entiendan por qué es que no logran hacer algunas actividades, posiblemente sus prioridades estaban al revés.
  • Hacerlos responsables de lo que tienen qué hacer.  Les estamos dando el poder de decisión con “su tiempo”, si ellos escogen no priorizar sus actividades, son ellos los cuentadantes de no poderlas realizar.

     ¿Qué piensan?

Eduardo
Eduardo
Ante el reto de ser los modelos de vida para nuestros hijos enfrentamos decisiones diarias que nos hacen pensar, cuestionar, investigar, tomar consciencia y en cumplimiento de nuestras responsabilidades vamos adquiriendo cierta sabiduría que la práctica nos retroalimenta y nos mantiene en una mejora continua. Este foro tiene por misión facilitar la interacción entre padres proactivos. Es un espacio que recopila las buenas prácticas de las familias efectivas y una invitación para unirse al reto de cambiar el mundo una persona a la vez. Estoy convencido que cuando el colegio, padres e hijos trabajamos juntos, el éxito está asegurado. Ing. Eduardo Montano Director General Colegio Montano

Deja un comentario